2 oct. 2009

Último aliento

Quería ver la luz del Sol por última vez. Estaba cansado de la vida que llevaba, deseaba que todo acabara: el alcohol, los cigarrillos, las chicas de una noche, las peleas estupidas a la salida del bar. Llevaba muchos años malgastando los días en dormir y las noches en beber y ahora se acababa todo, así de golpe y sin avisar. Abrió los labios intentando producir algún sonido pero lo único que pudo decir fue

-GRACIAS.

El asustado ladron aún sostenía la navaja entre los dedos, no entendía nada, aquel hombre al que había atacado le daba las gracias con su último aliento. Era la mejor accion que habia hecho en toda su vida.

Imagen de duna.





29 comentarios:

  1. La vida pasa, es mejor no desaprovecharla...

    ResponderEliminar
  2. La falta de voluntad de alcohólicos y fumadores representada al límite.
    Gracias, dice el protagonista, porque no es capaz de cambiar de hábitos por sí mismo.

    ResponderEliminar
  3. deja un regusto amargo el relato, yo he conocido varias personas que han dado gracias, es triste...

    Biquiños!!!

    ResponderEliminar
  4. A mí tmb. me deja un regusto amargo, sobre todo xq hay más de uno q hará eso con su vida...

    ResponderEliminar
  5. muchos desperdician la vida pensando que la disfrutan...hay tiempo para todo...hasta para ser asi...pero no por toda la vida

    ResponderEliminar
  6. La liberación no buscada. El ladrón se quedaría flipado, jajaja.

    ResponderEliminar
  7. Y si el ladrón era un malote que no pretendía redimir a nadie, vaya faena!

    ResponderEliminar
  8. Estos relatos me hacen pensar en una cosa: Carpe diem (como diría mi amigo Adolfo).

    Saludos.

    ResponderEliminar
  9. Incluso la vida que creemos ociosa y divertida, se puede convertir en un autentico infierno si abusamos de ella.

    Con muy pocas palabras, cuenta mucho más de lo que parece a simple vista.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Me da mucha pena. Es muy triste que alguien agradezca este tipo de cosas. Un beso.

    ResponderEliminar
  11. Muchos pensando disfrutar de la vida la están perdiendo por momentos..

    Triste muy triste.

    Besos

    ResponderEliminar
  12. Intenso :) Da la sensación de "ver pasar la vida en segundos antes de morir" y creo que es el efecto que querías crear.
    Un beso,
    Mun

    ResponderEliminar
  13. Buenísimo de verdad, me ha encantado. A mí no podrían pincharme, me asustan tanto las armas blancas que paso a estado líquido.
    Me he acordado de Kaurismaki y "Contraté un asesino a sueldo", donde el personaje contrata a un asesino para que lo mate a él mismo pero luego se arrepiente y tiene que huir de él. ¿Por qué me ha acordado de eso?

    ResponderEliminar
  14. Triste pero me ha encantado. Muy triste que haya gente que encuentre la única salida en la muerte.
    Muuuuuuacks!

    ResponderEliminar
  15. escusa cobarde esa de dejarse matar por el primero que pasa?

    ResponderEliminar
  16. Pues sí que estaba mal, como para dar las gracias, seguro que no había encontrado el valor de hacerlo el mismo.

    Un saludo y felicidades por ese 4 puesto en la clasificación parcial de bitacoras.com

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  17. yo creo que ninguna otra palabra
    podia causar mayor impresion que esa.
    un gracias
    para cualquier cosa

    saludos

    gracias por los cometnarios en mi blog

    suerte

    ResponderEliminar
  18. Cada cual arrastrasu carga ,su propia debilidad.Unos la llevan mejor que otros.Algunos llegamos a disimularla muy bien,otros a mantenerla en estado de invernacion,unos pocos logran ahogarla y hacerla practicamente invisible...Pero otros sucumben a ella y no son capaces de soportarla.
    Me ha encantado.

    ResponderEliminar
  19. Bastaba contemplar el atardecer..
    respirar profundo y encontrar la motivación para cambiar,

    la cual estaba escondida en el
    " estaba cansado de la vida que llevaba"..
    y pensar que las cosas podrían haber sido diferentes...

    Muy buen relato..

    Siempre atenta
    Staywithme..

    ResponderEliminar
  20. Triste manera de superarse a si mismo dejándose morir ( matar).
    Espero que hayan atrapado al ladrón.

    Besos

    ResponderEliminar
  21. gracias , me libro de pagar la cuenta.

    ResponderEliminar
  22. Sólo hay un pequeño problema. Detrás del fin, no hay nada.
    Claro que, para este hombre, la nada era mejor que lo que tenía.

    Me ha gustado.

    Besos.

    ResponderEliminar
  23. No hay mal que por bien no venga...

    Un saludo indio

    ResponderEliminar
  24. Tiene que dar gusto apuñalar a la persona adecuada, aún sin saberlo...

    ResponderEliminar
  25. Interesante reflexión. La verdad es que es fabuloso, el relato digo, muy corto y muy intenso, te voy a confesar que me ha hecho pensar y realmente no se si el malo es tan malo, no se, es una sensación parecida a cuando conocemos a un cabrón y al mínimo detalle que tiene con nosotros ya le consideramos la mejor persona del mundo; algo parecido, pues no coño, es un cabrón y yo estoy perdiendo el tiempo, como el protqgonista de tu relato, o no es el protagonista?

    Un saludo, muy bueno

    ResponderEliminar
  26. Dio con el lugar y hora adecuados.
    Descanse en paz.

    ResponderEliminar
  27. Me estremecí ¿por qué será?

    ResponderEliminar