11 dic. 2013

Un Paseo por la Feria del Libro de Frankfurt

Han pasado ya unas cuantas semanas desde su celebración, y hoy es el día en el que podremos pasear por este evento mundial, que no es ni más ni menos que la Feria del Libro de Frankfurt. A primeros de año hablé con un amigo que trabaja allí, y le propuse que nos hiciese una visita guiada a la misma. Pues bien, Jesús Cañadas (autor de Los Nombres Muertos, editado por Penguin Random House en su sello Fantascy) será tu cicerone en este estupendo paseo.



Una de las cosas que la gente me suele preguntar cuando les digo que trabajo en la Feria del Libro de Frankfurt es, “¿y qué haces el resto del año?” Yo les sonrío.



La FBM, la Frankfurter Buchmesse, la Feria del Libro o la Puta Feria, según se vaya acercando la fecha y según vayamos de estrés, dura cinco días. De miércoles a domingo. En octubre, el mes de Ray Bradbury. Cuenta con unos setecientos mil visitantes, 9000 periodistas, un 60% de expositores internacionales y un 40% de Alemania. Es el punto de encuentro por excelencia del mundo editorial en todas y cada una de sus facetas.



Sí, dura cinco días y se tarda un año en organizarla. Eso si lo haces bien.



Lo primero que te golpea en la cara cuando llegas a la FBM es el tamaño. Hay tantas, tantas cosas que es imposible hacerse una idea de todo.



Imagina un completo de unos ocho edificios. Están dispuestos formando un cuadrado, con una plaza en el centro. ¿Lo visualizas? Ahora imagina que estamos en el centro de la plaza. Esto es el Ágora. Aquí se realizan durante el fin de semana cientos, literalmente cientos de actividades para los visitantes no profesionales. Allá atrás hay un mercadillo de arte. Eso que hay en el centro es el Open Stage, un escenario para grandes eventos con mucho público. Detrás del Open Stage, esa carpa que parece un circo antiguo, ¿la ves? Es la Lesezelt. Allí organizamos encuentros con autores de ficción, charlas y firmas. Las colas el sábado son impresionantes. Pero no te preocupes, hay kioscos por todo el Ágora para que puedas comprarte un tentempié mientras esperas.




Vale, veo que has visto esa enorme burbuja blanca al otro lado del Open Stage. Eso es la Kids Bubble, una burbuja gigante donde concentramos una parte importante de las actividades para niños. Pásate a cualquier hora del día, échale un vistazo al programa. Si te parece interesante, ya verás lo que tenemos preparado para 2014…



Espero que no estés cansado, porque esto no ha hecho más que empezar. Estamos en el centro del Ágora, no te olvides. Nos rodean todos los pabellones de la feria. Cada pabellón es un edificio enorme con, como mínimo, dos plantas. Cada planta está dedicada a una zona geográfica o a un tema en particular. Justo delante de nosotros tenemos el pabellón 5. Vamos a entrar.



La planta baja, el 5.0 contiene a los expositores escandinavos, a Rusia y a buena parte de oriente próximo. Si te fijas allí, al final, verás un cuadrado donde pone Client´s Lounge. Son las oficinas de la FBM, hay una en cada planta. Si tienes algún problema, siempre habrá alguien allí para echarte una mano. Espero que te manejes con el inglés, aunque normalmente los trabajadores de cada zona hablan también uno o varios de los idiomas locales. Vamos a darnos una vuelta por los pasillos. Están señalados con letras, de la A a la F. Los stands de cada pasillo están numerados. Si quedas con un editor en el stand A40 del pabellón 5.0, no tiene pérdida. ¿Eso de ahí en medio? Es el Weltempfang, uno de mis sitios favoritos de la FBM. Es un escenario de discusión, se realizan debates de naturaleza política y cultural: libertad de expresión, crisis, economía, y todo lo que rodea al mundo del libro. En 2013 hemos tenido expertos hablando de la revolución en Brasil, en Turquía. Y en España, claro.






Luego puedes pasarte a ver el programa. Ahora vamos a subir las escaleras mecánicas. Estamos en el pabellón 5.1. Aquí está el sur de Europa y Latinoamérica. Si tienes tiempo, pasa por el stand de argentina o el de brasil, tienen un diseño genial. Los grandes grupos editoriales españoles están aquí: Random House, Planeta, Océano… si te das una vuelta verás muchas de las novedades que acaban de salir en España. También verás a agentes de derechos comprando y vendiendo los libros de los que hablaremos todo el año que viene. Te lo dije, esto es muy grande. Todo pasa a la vez.



Si salimos del 5.1 por la parte del fondo, llegamos al Via Mobile. El Via Mobile es lo mejor que le va a pasar a tus piernas en la FBM. Es un pasillo como el de un aeropuerto, con cintas mecánicas, que conecta todos los pabellones. Piensa entre un pabellón y otro puedes caminar un kilómetro y medio. Eso si no te pierdes. Ahora piensa que tienes que visitarlo todo. Esto es como un camino de Santiago, pero con chaqueta. Por eso el Via Mobile ayuda bastante. Eso sí, durante el fin de semana esto parece San Fermín, no cabe un alfiler.



Desde el Via Mobile vamos a pasar al pabellón 6.1. Aquí está Asia: los cómics coreanos son una preciosidad, y el pabellón de China es impresionante. Eso de ahí atrás es el stand nacional de Francia. Las editoriales que no pueden permitirse un stand traen sus productos a través de sus ministerios de cultura nacionales. No, yo tampoco entiendo qué hace Francia aquí, pero así es. Piensa que la disposición cambia cada año, y que intentamos adaptarnos a los requerimientos de espacio de todos los clientes. No es fácil.



Ya verás los cómics franceses luego. Vamos a echar un vistazo al 6.0. Por aquí. Mira, mientras bajamos la escalera mecánica podemos ver el LitAg. LitAg es el centro de scouts y agentes literarios. Es como un laberinto rojo lleno hasta arriba de mesas. Cada agencia alquila una mesa y se lleva cada puto minuto del día teniendo reuniones con editoriales, otras agencias y autores. ¿Ves la entrada al LitAg? Sí, solo faltan guardias armados. Tenemos a seis compañeros en la entrada, no te permiten entrar si no tienes una cita previa con una agencia. Ese grupo de gente con carpetita son autores sin cita. Están esperando a que salga algún agente para abordarlos. Todo parece un hormiguero, es verdad. El LitAg es de las zonas más activas de la FBM.



Justo detrás está el Antiquariat Zentrum. Libros antiguos, láminas, rarezas, incunables… te controlan la mochila al entrar, sí. Aquí hay objetos de lujo, macho. Ya volverás más tarde. Venga, que se nos va el día. ¿Tienes que ir al baño? Hay por todos lados, tranqui. Aquí te espero.



Estamos subiendo al Via Mobile de nuevo, y ahora vamos a ver mi punto favorito de la feria. Párate aquí. Si miras a la derecha, el Via Mobile te lleva a la intersección del pabellón 5 y 6. Si miras a la izquierda, puedes seguir el Via Mobile hasta el pabellón 3. Delante de nosotros están las escaleras para el pabellón 4. Junto a las escaleras hay dos restaurantes carísimos, un área de descanso, un stand de información y una tienda de recuerdos. Si te sientas aquí, tarde o temprano alguien que conoces pasará por delante de tus narices. Es el centro de paso de toda la Feria.



Si te interesa el tema educación, edición académica y edición digital, puedes subir al 4.2. Allí verás una de las cosas más chulas que tenemos: la Classroom of the Future. Editoriales y proveedores de servicios crean un aula con los mayores avances para que el público pueda echarle un vistazo a novedades tecnológicas que se podrían llegar a implantar. Olvídate de pizarras electrónicas. Aquí hay cosas que parecen ciencia ficción.

En cambio, si eres proveedor o te interesas por la logística, puedes bajar al 4.0. Allí tendrás todo tipo de información y empresas de todo lo que rodea a la producción del libro, desde impresores hasta embalaje, transporte, etc. Es lo más parecido a Ikea que tenemos aquí.



Pero puedes pasarte en otro momento. Ahora vamos a entrar en mi pabellón favorito: el 4.1. Aquí está el centro del cómic, el salón literario, los audiolibros y, lo más importante: las editoriales de arte. Es una delicia pasear por estos pasillos. En cada stand te espera una nueva maravilla, un diseño rompedor, algo que jamás habrías esperado encontrarte. Date una vuelta solo y déjate sorprender. Te espero en la entrada.





¿Ya? Lo has flipado, ¿verdad? Me lo imaginaba. Venga, que nos quedan cosas todavía. Si seguimos por al camino de la izquierda, llegamos a las oficinas de informática de la FBM. Ahí no vamos a entrar, que muerden. Pero justo al lado está la Kalendergallerie, una galería entera llena de todo tipos de calendarios de 2014. Puedes marcar los que te gustan y comprártelos, pero solo el domingo.



Más adelante está el pabellón 3. Si el 4.1 es arte puro, este ya es magia. La mayoría de las editoriales de libro infantil están en el 3.0. Los grupos grandes alemanes también están aquí. Verás cosas alucinantes en el diseño de los stands, desde bosques de lápices hasta stands con tres plantas, oficinas privadas dentro, bares… una barbaridad. Hay un par de escaleras para acceder al 3.1. Si no me equivoco, allí está la gourmet gallery, el espacio dedicado a libros de cocina, que no solo tiene los libros, sino también muestras de los platos que se hacen con ellos y hasta una supercocina en la que todo el tiempo vienen chefs estrellas de todo el mundo a cocinar delante del público. En el 3.1 hemos tenido por primera vez un espacio reservado a la autoedición. Me encantaría haber tenido más contacto con esto, porque me interesa saber de qué se ha hablado, pero por desgracia el 3.1 pilla muy lejos de mis competencias.



Ya casi hemos terminado. Si dejamos atrás el pabellón 3, llegamos a la intersección con la entrada principal. Justo antes está el Forum, que no es un pabellón per se, sino el espacio que dedicamos al País Invitado de Honor. Cada año la feria se centra en un país o una zona geográfica en concreto y le dedica una especial atención. En 2013 ha sido Brasil. El año próximo estará dedicado a Finlandia. Bien, pues la mayoría de las actividades oficiales del País Invitado de Honor se desarrollan en el Forum. Es un sitio precioso, normalmente hay exposiciones, charlas, debates… ah, y canapés.





¿Ya estás cansado? Pues queda lo mejor. Hemos dado una vuelta en el sentido contrario a las agujas del reloj a la Feria. Ahora vamos a ir fuera del círculo. Si volvemos a la intersección entre los pabellones 5 y 6, verás que una parte del Via Mobile sigue hacia delante. Si vas por ese camino llegarás hasta el pabellón 8. ¿Qué hay en el pabellón 8? Las editoriales angloparlantes.



¿Y eso qué significa? Significa dinero.



El pabellón 8 es como un campo de fútbol. Solo tiene una planta y está a unos veinte minutos a pie por el Via Mobile del resto de la Feria. No es que lo hayan pedido ellos, es que son tantos, hay tantos stands, que es imposible meterlos en otra parte. Por lo menos de momento. En los pabellones que hemos visto, los pasillos van de la A a F. Aquí llegan hasta la Q. Y son muchos, muchos, muchísimos. Aquí verás a la madre Random House, verás a MacMillan, verás a todos los gigantes del mundo anglosajón. Los mayores éxitos de la industria editorial se han vendido aquí. Impresiona, vaya si impresiona. Podrías pasarte la Feria entera y no terminarías de conocerlo todo.



Porque no te lo he contado todo. No te he hablado de los Hot Spots, de la Travel Gallery, del Cosplay, del Centro de Conferencias, del Centro de Traductores, de CONTEC, de los Forums Dialog, del Centro de Bibliotecas… hay tanto, tantísimo por ver en la Feria que un día no es suficiente. Lo mejor es que vengas el fin de semana entero, cuando está abierto al público, o bien desde el miércoles si tienes entrada de visitante profesional. Y que hables, que hables con todo el mundo. El espíritu de la Feria del Libro se reduce a eso: a poner un espacio para que la gente que siente pasión por los libros se encuentre, discuta, se pelee, dialogue, lo que sea. Que se intercambien experiencias, ideas, que se cierren acuerdos y que se rompan otros. La Feria del Libro dura solo cinco días, pero te aseguro que el año entero que nos pasamos preparándola nos dejamos la piel para que todo el mundo tenga su espacio y encuentre lo que anda buscando.



¿Te vienes a la siguiente? 

Las fotos que acompañan la entrada y muchas más podéis verlas en el enlace oficial de la Feria.